Serie emociones: abriendo horizontes

Serie emociones: Abriendo horizontes cuando tienes alergias o intolerancias alimentarias

Después de los dos primeros post de la serie emociones que te pongo, a continuació,n por si te los perdiste pasamos a una nueva fase de apertura de horizontes.

 

Seamos sinceros, llegar a esta fase es complicado. Hay que convencerse a uno mismo de que se puede. No es fácil asimilar que se tienen varias alergias o intolerancias alimentarias y que estas te van a condicionar, quizá de por vida.

Pero esto se consigue con ganas de disfrutar de la vida, de los amigos y de tu propia familia. Y para eso es necesario dejar atrás la fase anterior de aislamiento. Volver a salir con amigos, conocer restaurantes donde poder comer sin miedo y que tus familiares y amigos estén concienciados con tu problema. También, es cierto que quizá algunos amigos, no tan amigos, se queden por el camino, bien porque no quieran entenderte o porque no se quieren creer la realidad de este tipo enfermedades.

Y además, también, seguro que te has cansado de repetir ciertos platos por tus limitaciones alimentarias, y te mueres de ganas por probar cosas nuevas. Aquí Rosa se motivo muchísimo con la cocina siguiendo los pasos de su madre.

Tanto se motivó Rosa que dice que nuestra cocina es de alquimista. Tenemos una cantidad de ingredientes que hasta hace poco no sabía que existía: goma xantana, diversos tipos de algas, sirope de muchas plantas, creo que tenemos todas las semillas existentes en el mercado, etcétera. No pasa una semana sin que busque ideas de como cambiar unas cosas por otras, nuevas recetas o adaptar otras clásicas, sin muchos de los ingredientes básicos de la alimentación.

Nuestro fisio nos comentó que la mayoría de las personas que conoce con intolerancias alimentarias son de comer mucho y de tendencia delgada. Esto hace que Rosa coma tanto, jejeje, y que sienta la necesidad de probar cosas nuevas investigando en muchas páginas, blogs y foros.

Pero no todo es comer, la fase anterior te deja muy tocado y echas de menos en muchas ocasiones salir con amigos y las comidas familiares. Gracias a que la concienciación va creciendo, y desde nuestro blog tratamos de ayudar en este sentido, cada vez hay más bares y restaurantes donde tienen en cuenta, al menos, las alergias más comunes y en otros muchos se adaptan a las necesidades de cada uno. (Nosotros vamos añadiendo los sitios que visitamos y en donde hemos comido con tranquilidad).

Y qué decir de viajar, lo bonito que es descubrir mundo, sobre todo en buena compañía, tu pareja, familiares o viajes de amigos. Es la mejor forma de abrir la mente, de conocer gente y culturas, de crecer e incluso de seguir madurando. Podéis ver cómo viajamos en el siguiente post:

Viajar con intolerancias o alergias alimentarias

Como conclusión, ya que queremos abrir horizontes, es fundamental abrir la mente a un nuevo abanico de productos y recetas que jamás habrías imaginado que te gustarían, porque ahí está la clave de sobrevivir cuando se tienen intolerancias o alergias alimentarias múltiples.

Esperamos tus comentarios y que lo compartas en tus redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.