> Empanada Vegana trenzada, Sin gluten, sin lácteos y sin huevos.

Llegan estas fechas y todos pensamos en qué vamos a poner en las cenas y comidas, aunque este año sea un poco diferente y atípico.

El año pasado realicé esta empanada sin gluten y vegana de boniato, champiñones y setas y está… ¡deliciosa! Como es vegana, es naturalmente sin lácteos y sin huevo, es sin frutos secos y sin soja. La mezcla de sabores es espectacular. La receta original es de “Mis recetas veganas” (https://recetasveganas.net/recipes/rollo-verduras-vegano-navidad) y agradezco enormemente a Jenny Rodríguez las maravillosas recetas que tiene en su web, las cuales están riquísimas, ésta especialmente.

Como la receta original tiene gluten en su masa, he realizado esta empanada con una masa propia diferente y adaptada a sin gluten y el relleno está hecho de forma semejante a como recoge Jenny Rodríguez en su web. Es una empanada diferente a las usuales de carne y de pescado o huevo, y ésta al ser íntegra de verduras se digiere muy bien. Particularmente me fascina el paté de olivas negras, que le da un toque de sabor exquisito.

No me voy a extender más y vamos a poner “manos en la masa” en la receta:

Ingredientes para la masa de empanada sin gluten y vegana:

  • 450 gr de Harina panificable Proceli (especifico la masa, ya que las masas no se comportan igual en función del panificable usado).
  • 300 ml de agua tibia
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
  • 4 pellizcos pequeños de sal.
  • Una pizca de ajo en polvo sin gluten.
  • Una pizca de jengibre en polvo sin gluten.
  • 5 gr de levadura seca de panadería.

Ingredientes para el relleno de nuestra empanada vegana sin gluten:

  • 10 champiñones frescos pequeños (en nuestro caso, fueron 4 champiñones gigantes).
  • 1 boniato.
  • Más de media bolsa de espinacas baby.
  • 1 cebolla dulce.
  • Perejil picado
  • Un poco de sal
  • Una pizca de pimienta negra recién molida.

Para el paté de aceitunas negras (u olivas negras): (Puedes ver también la receta del paté de aceitunas aquí)

  • 5 cucharadas soperas generosas de alubias blancas cocidas.
  • 2 cucharadas soperas de aceitunas negras deshuesadas.
  • Una pizca de pimienta negra recién molida
  • Una pizca de tomillo
  • Una pizca de sal.

Comenzamos nuestra receta preparando la masa:

Mezclar los ingredientes secos con ayuda de unas varillas y, posteriormente, añadir los líquidos hasta obtener una masa uniforme. Inicialmente, utilizar una espátula para ayudarse a mezclar la masa y, después, proceder a amasar con las manos enharinadas.

Una vez tengamos una masa uniforme, hacer una bola y tapar con un paño. Dejar reposar 30 minutos en un ligar cálido.

Mientras tanto, o incluso antes de hacer la masa, se puede preparar el relleno. En una sartén, poner un poco de aceite de oliva virgen extra. Pelar el boniato y cortar en rodajas finas. Saltear en la sartén a fuego medio. Lavar y pelar la cebolla y cortar en forma de aros. Una vez que el boniato empiece a estar dorado, añadir la cebolla, remover y saltear todo junto. Lavar y cortar en láminas los champiñones y añadir a la sartén cuando las verduras previas estén algo doradas. Mezclar y seguir salteando las verduras hasta que estén prácticamente hechas. En el momento final, lavar las espinacas y agregar al resto de verduras, removiendo dejando que se pongan ligeramente tiernas. Salpimentar y espolvorear un poco de perejil picado. Reservar.

Ahora prepararemos el paté de aceitunas negras. Para ello, disponer los ingredientes en un vaso de batidora y triturar hasta tener una pasta homogénea. Reservar.

Ya pasados los 30 minutos de reposo de la masa, enharinar una superficie de trabajo o un papel de horno. Disponer la bola de masa y, con ayuda de un rodillo, dar forma rectangular hasta obtener una masa bien fina. Recortar los bordes con un cuchillo y hacer cortes laterales hacia el centro para luego realizar una masa trenzada.

Posteriormente, pinchar con un tenedor y untar el paté sobre la masa. Colocar el relleno en la zona central de la masa, repartiendo bien la mezcla, e ir cerrando las “pestañas de masa” haciendo un tipo “trenza”. Pincelar con una mezcla de aceite de oliva virgen extra, una pizca de perejil, otra pizca de sal y una pizca de cúrcuma, que ayudará a que coja otro color.

Poner sobre una bandeja de horno (sobre el papel de horno) y cocer en horno precalentado a 180ºC, con las dos placas, durante unos 40 minutos. Subir después a 190ºC con gratinado y ventilador para dorar un poco más.

Servir y degustar frío o caliente.

Esta receta es fantástica para estas fechas, es de esos platos especiales que merece la pena realizar y disfrutar de su sabor. Si os sobra paté de aceitunas… probad a untarlo en pan o tostas, ¡delicioso! Por otra parte, esta receta es muy sencilla de hacer, así que os invitamos a que pongáis manos en la masa y nos contéis vuestra experiencia.

¡Buen provecho!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: